La FEB busca que el Covid-19 sea declarado «enfermedad profesional»

La FEB busca que el Covid-19 sea  declarado «enfermedad profesional»

En un comunicado oficial, la Federación de Educadores Bonaerenses confirmó que realizará una presentación para que el COVID-19 sea considerado una enfermedad profesional para aquellos docentes que se hubieren contagiado en los establecimientos educativos o en el trayecto de su casa al trabajo y viceversa (in itinere) durante el período de aislamiento obligatorio.

De esta manera, se busca que el docente no tenga que transitar el penoso camino del art. 6 de la ley 24557 que en su inciso 2 b) reza «Serán igualmente consideradas enfermedades profesionales aquellas otras que, en cada caso concreto, la Comisión Médica Central determine como provocadas por causa directa e inmediata de la ejecución del trabajo, excluyendo la influencia de los factores atribuibles al trabajador o ajenos al trabajo» para que de esta forma la ART dé cobertura directa a los docentes bonaerenses que por realizar su labor, se vean afectados por el Coronavirus.

«Son momentos de solidaridad y compromiso y los docentes lo asumimos con total responsabilidad», señaló la presidente de la FEB, Mirta Petrocini y agregó que «no obstante ello, los derechos laborales son irrenunciables y es nuestra obligación gremial hacerlos respetar».

De esta forma, la titular del gremio, busca que rija durante el período de aislamiento social, preventivo y obligatorio establecido por el Gobierno para frenar la curva de contagios del virus, para aquellos que realizan sus labores en el programa de continuidad pedagógica, servicio alimentario escolar, limpieza y desinfección de los establecimientos.

Es el inciso 2 b el que deberá invocarse para que la Comisión Medica Jurisdiccional requiera a la Comisión Médica Central la incorporación del Covid-19 como enfermedad profesional.

Ante la situación epidemiológica que vive nuestro país, para quienes realizan actividades que no pueden ser cesadas, es claro que cargan con un riesgo de exposición mayor, lo que incrementa la posibilidad de infectarse por coronavirus. Si ese es el caso, la actividad que desarrollan deberá ser reconocida como enfermedad profesional y obtener por parte de las aseguradoras de riesgos de trabajo, la cobertura necesaria para transitar su recuperación.