«El puesto de arquero es todo, ya que es el jugador con la mayor responsabilidad dentro del campo de juego»

«El puesto de arquero es todo, ya que es el jugador con la mayor responsabilidad dentro del campo de juego»

A un equipo de fútbol lo integran jugadores y miembros del cuerpo técnico, además de los dirigentes del club. Dentro del plantel cada jugador ocupa un rol muy importante y distintivo, no solo por las características de cada uno sino también por la posición que ocupan dentro del terreno de juego.

La figura del arquero es una de las más relevantes e importantes ya que es una pieza fundamental tanto para el plantel como para que se desarrolle el partido. Sin arquero no se puede jugar. El tener que ocupar ese rol no es para nada fácil, ya que muchos sostienen que al ser el último hombre del equipo y por estar debajo del travesaño tiene la responsabilidad de que le conviertan o no un gol… ¿pero esto es realmente así?

A medida que fue transcurriendo el tiempo la forma de entender la figura del arquero sobre sus responsabilidades, características, posicionamientos y demás fueron cambiando, ya que la dinámica del juego tuvo un avance muy significativo, como así también la forma de entrenar al guardameta. Es una pieza que se la cuida muchísimo desde las reglas de juego hasta en las prácticas de los entrenamientos, ya que cuenta con una ventaja sobre el resto de los jugadores que es que puede utilizar todo su cuerpo para jugar el balón.

El arquero puede realizar múltiples acciones desde jugar el balón con las manos, dominarlo con los pies y además saber manejarlo construye a un buen arquero. Como su figura fue evolucionando y teniendo mucha más importancia, muchos equipos empezaron a trabajar con entrenadores de arqueros y en la ciudad contamos con una Escuela Formativa y de Entrenamiento Profesional para Arqueros, la cual fue creada y llevada adelante por Mariano Lauro.

El Diario dialogó con el exarquero de Racing Club para conocer cuál es la realidad de la Escuela en tiempos de pandemia, cómo están siendo los entrenamientos y de qué manera. Además comentó cuales son los puntos más importantes a tener en cuenta a la hora de volver a los entrenamientos y qué es lo que se pierde al estar tanto tiempo parado y recuperarlo.

«Seguimos activos y con muchas ganas. Paramos la actividad durante la primera cuarentena pensando que esto era algo pasajero y que no llevaría mucho tiempo, desconociendo lo que significaba verdaderamente esta pandemia. Hizo que nos alejara de los chicos quitándonos el contacto diario en cada uno de los entrenamientos que teníamos en la semana», comentó el director de la Escuela que este mes cumplió su cuarto año de vida y lo tuvo que festejar lejos de los arqueros.

Con respecto a que si este parate puede afectar en la enseñanza de los chicos y atrasarlos en el manejo de alguna técnica o táctica referida exclusivamente al puesto, Lauro indicó que no, ya que lograron reivindicarse desde el lado digital y seguir en contacto con ellos. «La verdad que no sentimos que nos afecte en el aprendizaje porque logramos encontrar la forma de seguir adelante a través de las redes sociales y con las distintas plataformas digitales para seguir aprendiendo y manteniendo el contacto con los chicos y las familias de cada uno».

ENTRENAMIENTOS

El entrenamiento físico es uno de los puntos más importantes para poder rendir bien en cualquier deporte, siempre acompañado por una buena alimentación y constancia, lo que permite en este caso que el arquero logre incorporar cada una de las técnicas y tácticas que hay para su puesto y mejorar en las dificultades que tenga.

Ya han pasado más de cuatro meses desde que se decretó el aislamiento social, preventivo y obligatorio producto del virus Covid-19 e hizo que los lugares de entrenamiento como la Escuela tuviera que cerrar sus puertas. En consecuencia Mariano Lauro expresó que siguen entrenando pero de forma virtual y sin perder el contacto.

«Actualmente entrenamos por Facebook y de manera online con ellos. Lo que es la parte física la hacemos por esta vía a través de ejercicios y rutinas de entrenamientos. Asimismo estamos realizando también todo lo relacionado con la parte teórica, donde analizamos videos y jugadas específicas lo cual nos permite estar en contacto permanentemente».

EL ARQUERO: ¿EL MÁS PERJUDICADO?

Con este parate que ya lleva más de cuatro meses en muchas actividades, como en el caso de los deportes colectivos, los jugadores/deportistas han estado en movimiento pero no como lo hacían habitualmente, son los más perjudicados ya que van a necesitar un poco más de tiempo para volver a su ritmo normal.

«Yo considero que afecta como a todos el parate, pero en nuestro puesto es aún peor. El perder contacto con la pelota, las distancias y sobre todo el tema fundamental de los gestos técnicos de caídas se ven afectados.

Para el regreso, desde el punto de vista de entrenamiento de arqueros, considero que debemos ir progresando en el trabajo, hay que tener en cuenta que los jugadores han estado sin actividad por más de cuatro meses mientras que desde el punto de vista de la preparación física hay que intensificar el trabajo de la zona media y polimétrico.

El puesto de arquero para mi es todo ya que es el jugador con la mayor responsabilidad dentro del campo de juego. El villano y el criticado, por eso no es fácil convivir con el error y es el factor principal a trabajar desde lo psicológico y debemos aprender a sobreponernos a los errores ya que es fundamental para este puesto».

OBJETIVOS

«Yo considero que los objetivos son individuales, tenemos control y registro de todos nuestros arqueros para trabajar en sus virtudes como también en sus debilidades. Pero desde el lado de la Escuela, la meta que teníamos para este año era la de poder ampliar nuestro espacio de entrenamiento, el cual por ahora quedó a mitad de camino, pero seguro que más adelante cuando pase todo esto se cumplirá, porque las ganas de crecer siempre están intactas.

En estos 4 años el balance es magnífico, por eso estoy muy contento con el trabajo y el reconocimiento que hemos tenido. Ahora nos encontramos preparando el protocolo de seguridad para volver a la actividad lo antes posible, por eso tenemos pensado cuando se habilite, volver a trabajar con grupos de cuatro arqueros como máximo y los entrenamientos serían de 45 minutos», expresó sobre cómo sería la posible vuelta a los entrenamientos.

Por último, Lauro agradeció a El Diario porque «siempre nos acompaña y difunde nuestro trabajo, ya sean las clínicas que hacemos o por aniversarios».