2266660811

Lunes 18 de Febrero de 2019

26 01 2019 | Campo |

La cosecha de maíz se encamina a un nuevo récord a pesar de las inundaciones

Después de conocerse el récord histórico de 19 millones de toneladas en la cosecha de trigo 2018/19, el Gobierno nacional se prepara para recibir en las próximas semanas otra buena noticia proveniente del sector agropecuario. Es que, según los principales operadores del mercado, la producción de maíz se encamina a un nuevo récord histórico con un total de alrededor de 44 millones de toneladas, una cifra 37% mayor a la del año pasado.

El dato es que el récord del maíz (la cosecha empieza en marzo) se producirá a pesar de las inundaciones que están afectando a buena parte del Litoral y a varios sectores del sur de Santa Fe y norte, centro y oeste de Buenos Aires.

"Como en pocas campañas, y en medio de las tormentas que superan los 100 milímetros, sobresale el excelente estado del cereal mientras las expectativas rondan los 100 quintales por hectárea", señaló la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR).

"Un 53% de los cuadros de maíz está en grano lechoso y un 35% en grano pastoso. El resto está floreciendo y aún le queda un largo tramo por recorrer. Los maíces de diciembre están en buenas condiciones", agregó el informe de la entidad rosarina.

Cabe mencionar que a la fecha se sembró un 90% de las 5,8 millones de hectáreas implantadas con maíz en todo el territorio nacional. Los mayores avances en la última semana se dieron en Buenos Aires, Córdoba y La Pampa.

El último Panorama Agrícola de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA) indicó que "los cuadros no afectados por excesos hídricos mantienen un excelente estado y potencial de rendimiento, solo reportándose algunos casos puntuales de roya".

Pérdidas millonarias

Un informe preliminar elaborado por Julio Calzada, Patricia Bergero, Desire Sigaudo y Cristian Russo estimó que por las inundaciones, los productores del norte de Santa Fe perdieron ingresos por u$s 230 millones sólo en los cultivos.

El documento indica que los que más perdieron fueron los productores de maíz (u$s 104,4 millones) al tiempo que los sojeros reportarán pérdidas por alrededor de u$s 100 millones y los de girasol por u$s 17,4 millones.