2266660811

Jueves 18 de Octubre de 2018

20 01 2018 | Policiales |

Federico Vittal, agredido por skaters: "Espero que esto sirva para algo"

"No podemos ir atrás de los problemas, hay que hallar una solución ahora", sostuvo Federico Vittal

La presencia de adolescentes desplazándose con patinetas en las veredas del sector céntrico de la ciudad genera desde hace tiempo numerosos inconvenientes a transeúntes y comerciantes.

Tal como adelantáramos en nuestra edición de ayer, en las últimas horas de la tarde del jueves se registró un incidente que derivó en una agresión propinada por un grupo de skaters a un vecino, debiendo este último ser atendido en el Hospital como consecuencia de las lesiones recibidas mientras los agresores fueron trasladados a la estación de Policía Comunal.

Ayer, mientras se recuperaba de los golpes recibidos, Federico Vittal, víctima de la agresión narró lo sucedido, remarcando que "esto es parte de un problema que venimos soportando desde hace años".

UN RECLAMO DE LARGA DATA

"Esto viene sucediendo desde hace largo tiempo. Gran parte del centro está reclamando por la presencia de los skaters, que en vez de utilizar la pista que tienen en el cerro "El Triunfo" circulan por las veredas generando inconvenientes mientras la pista está abandonada", comentó añadiendo que se han registrado casos graves que no trascendieron, como lo ocurrido hace cuatro años cuando una pasajera que salió del Hotel Alberghini fue embestida por un skater y terminó con una fractura de cadera.

Sumó a esto que "hace dos años lesionaron a un chiquito de cuatro o cinco años, hijo de un vecino de la cuadra", sosteniendo que "todos los días pasa algo".

LO HECHOS DEL JUEVES

Al referirse puntualmente a los hechos que se registraron anteayer, dijo que tres adolescentes se desplazaban por la vereda con sus patinetas cuando su madre descendía de un vehículo mientras había en las inmediaciones dos niños.

Viendo que el impacto de los skaters contra alguno de ellos era prácticamente inevitable, se interpuso en el camino y uno de los jóvenes chocó contra él.

"Trastabilló y se alejó diciéndome cualquier barbaridad y amenazándome con "llenarme la panza de plomo. En ese momento había un control de tránsito frente a mi negocio. Había no menos de quince personas de Tránsito y media docena de policías, pero salvo un agente de tránsito y dos policías que se acercaron, miraron y se retiraron, nadie hizo nada", narró.

Cuando todo parecía quedar en ese incidente, la situación se agravó. Quince minutos más tarde aparecieron una decena de adolescentes que comenzaron a increparlo y propinarle puñetazos y golpeándolo con sus patinetas en la espalda.

"Un empleado del negocio intentó separarnos y fue entonces cuando volvieron a acercase dos agentes de tránsito y un policía mientras el resto seguía inmutable junto a un camión que habían interceptado. Me siguieron pegando; la Policía no pudo controlar a los menores hasta que llegó otro patrullero y los detuvo mientras ellos seguían amenazándome. Se los llevaron yo fui al Hospital para que me atendieran y luego hice la denuncia penal por amenazas", detalló Vittal.

Los irascibles skaters, por ser menores, solo fueron demorados y poco después retirados por sus progenitores de la Estación de Policía Comunal.

"Espero que esto sirva para algo, que el Concejo trate el trema y genere una ordenanza que prohíba la circulación por las veredas en patinentas, bicicletas y motos", enfatizó Vittal.

Por otra parte, cuestionó la actitud del personal de Tránsito "que dice que no puede hacer absolutamente nada más que dirigir el tránsito vehicular cuando entiendo que el tránsito involucra a autos, peatones, ciclistas, skaters, motociclistas, etc. Bien pueden frenarlos y llamar a un oficial de Policía para que intervenga".

"No se pude permitir más esto. Lo que va a pasar es que después vamos a llorar y lamentarnos lo que pasó. No podemos ir atrás de los problemas, hay que hallar una solución ahora. Nadie se hace cargo de nada. Creo que como sociedad tenemos que empezar a manifestarmos y denunciar lo que pasa, involucrarse, si no, no hay cambios", reflexionó para concluir.